ECONOMIA

Rajoy defiende los Presupuestos para 2016 porque son “creíbles y rigurosos”

En la última sesión control al Gobierno de esta legislatura, sobre los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para el año 2016, aprobados el pasado martes, el presidente del Gobierno ha señalado que “son creíbles y rigurosos” y que servirán para cumplir con el objetivo de déficit marcado. Ha asegurado que permitirán “seguir subiendo las pensiones” y el sueldo de los funcionarios y, al mismo tiempo, bajar los impuestos.

Por lo que se refiere a la valoración que la Comisión Europea ha hecho de los PGE para 2016, el Rajoy ha aclarado que esta institución ni ha solicitado una rectificación ni medidas correctivas, como se ha señalado. En realidad, “ha dicho lo mismo que dijo los años 2013 y 2014”, ha agregado.

El jefe del Ejecutivo ha destacado que la Comisión Europea ha apuntado que, en el año 2015, España reducirá el déficit público el 1,3%, además de ponernos “como ejemplo de actuación correcta y de cumplimiento del procedimiento de déficit excesivo”.

Balance positivo

Rajoy ha realizado un positivo balance de los últimos cuatro años. “Aunque tenemos que seguir perseverando”, ha dicho el presidente, se ha conseguido “detener la sangría del paro, crecer y crear empleo”, que eran los grandes objetivos.

En el Congreso, el presidente del Gobierno ha contestado las preguntas de los diputados Aitor Esteban, del PNV; Rosa Díez, de UPyD; y Pedro Sánchez, del PSOE. En sus respuestas, Rajoy ha admitido que, aunque “ha sido duro y difícil”, el balance de la legislatura que ahora acaba es “positivo”.

Según ha recordado, hace cuatro años, “España estaba en recesión y en crecimiento negativo” y hoy este crecimiento es “del 3%, el mayor de Europa”. Entonces, el paro subía el 9% anual, mientras que ahora baja cerca del 8% al año. También son positivos otros indicadores, como las exportaciones, el turismo, el comercio o el crédito. Por tanto, se ha conseguido el gran objetivo de la legislatura que, como ha recordado, fijó en su discurso de investidura: “Detener la sangría del paro, crecer y crear empleo”.

Rajoy ha explicado que la mejora económica ha sido “producto de muchas reformas” y también del control del gasto público: “Mi Gobierno ha hecho un esfuerzo de consolidación fiscal dejando reducido el déficit a la mitad”.

Además, ha añadido que, gracias a todas las decisiones que se han adoptado, “hemos logrado mantener el estado del bienestar, las pensiones, el seguro de desempleo” y también los servicios públicos.