DestacadosEMPRESAS

Endesa fletará su primer metanero en verano

metanero endesa

La 1ª travesía del “Adriano Knutsen” será probablemente hacia EE. UU., donde realizará su primer cargamento

A principio de 2018, Endesa encargó a la naviera noruega Knutsen OAS Shipping la construcción en Corea del Sur del primer barco metanero de última generación (LNGC con una capacidad de 180.000 metros cúbicos) para el transporte de gas natural licuado (GNL).

El barco será fletado por Endesa en el verano de 2019 y se utilizará inicialmente para el transporte de GNL suministrado a Endesa por Corpus Christi Liquefaction LLC (Grupo Cheniere Energy), dentro del contrato de compra-venta de 2 bcma (dos millones de metros cúbicos al año) para los próximos 20 años.

El barco está prácticamente terminado, pendiente de últimos remates y de la realización de las pruebas de mar y de carga previas a la entrega, que comenzarán en el mes de abril. Según las previsiones, el “Adriano Knutsen” estará listo para zarpar a partir de julio de 2019. En un año, el metanero podrá realizar desde Corpus Christi 12 viajes en el Atlántico o seis viajes transoceánicos al Pacífico.

El metanero, que será de bandera española, tiene una eslora de 300 metros, 48 metros de manga (el ancho máximo permitido para cruzar el canal de Panamá) y 26,4 metros de puntal (altura de quilla a cubierta principal). El volumen de GNL transportado por el metanero, que se almacena en estado líquido a una temperatura de -160 grados centígrados en cuatro tanques criogénicos , equivale a la demanda de un día de toda España o al suministro anual de 170.000 viviendas.

El sistema de relicuefacción total a bordo permite reducir los consumos de gas del metanero y elegir el combustible para su propulsión, que podrá ser 100% gas natural o Fuel-Oil bajo en azufre, lo que le hace mucho más limpio en emisiones que la mayoría de barcos que utilizan derivados del petróleo en sus motores, reduciéndolas significativamente. Asimismo, el barco cuenta con sistemas para la reducción de emisiones de NOx.

En el barco convivirán 26 personas: 11 oficiales (relevados cada tres meses y de origen español) y 13 marineros (de origen filipino), más dos oficiales en prácticas.