Usuarios de aplicaciones para iPhone: ¿se preocupan por la seguridad de sus inversiones? Apple no.

El sistema iTunesConnect de Apple, la API restrictiva y la definición de la compañía de “Spam” impiden que los usuarios tengan una mejor experiencia

Los software comprados en la App StoreSM para iOS suelen tener que ser actualizados con cada nuevo lanzamiento de OS, algo que, normalmente, hace el desarrollador automáticamente por los usuarios. Sin embargo, según la política de la App Store, las aplicaciones que ya no se venden activamente deben eliminarse por completo de la App Store, dejando potencialmente a cientos de usuarios sin el apoyo continuo adecuado. Al mismo tiempo, el sistema iTunesConnect de Apple impide que los desarrolladores actualicen software que ya no está disponible para la venta y, como resultado de esta política, estos usuarios pueden quedar con un software incompatible, atrasado con el OS que se ejecuta en la actualidad en sus teléfonos o pueden terminar frustrados.

Paragon Software Group, desarrollador de diccionarios y aplicaciones de referencia para multiplataformas desde 1994, se asocia con los lexicógrafos líderes del mundo, llevando al mercado móvil cientos de títulos de referencia para 30 idiomas, disponibles para todas las plataformas móviles populares. Con un precio promedio de USD 24,99, el contenido premium de los diccionarios tiene licencia de las editoriales más importantes del mundo y les lleva a los usuarios la mejor y más confiable traducción y referencia de idiomas extranjeros posible.

Este contenido de calidad, junto con las funciones innovadoras, hace que las aplicaciones de Paragon sean populares en todo el mundo y que tengan una gran demanda. Naturalmente, los usuarios esperarían tener soporte completo para una inversión de este tipo, independientemente de la actualización de OS sugerida por el fabricante de su teléfono, en este caso Apple. A Paragon le gustaría apoyar a todos sus clientes, sin importar la versión de OS que tenga su iPhone ni si el producto está o no a la venta en la App Store.

Desafortunadamente, esto no es posible en la actualidad, ya que la interfaz administrativa de iTunesConnect no permite para nada que los desarrolladores proporcionen soporte para los productos antiguos. Por supuesto que este tema no es exclusivo de Paragon Software Group. También sucede con muchas aplicaciones de referencia de calidad en iOS, que suelen ser muy caras por su contenido exclusivo y, por esto, se espera que funcionen durante años para los usuarios, y no meses, sin importar si el proveedor de contenido todavía está involucrado en las ventas de los productos actuales. Estas aplicaciones incluyen el pronóstico del tiempo, los sistemas de navegación por GPS, aplicaciones de tráfico y guías turísticas, por nombrar solo algunas y todas tienen problemas similares. Cualquier aplicación que involucre no solo al desarrollador, sino al proveedor de contenido, está especialmente bajo amenaza. Como consecuencia de la política de iTunesConnect de Apple, el daño causado es un golpe tremendo, no solo para los usuarios de iOS en general, sino también (posiblemente) para la reputación del desarrollador.

Este problema de actualizaciones programadas de todas las aplicaciones vendidas a través de la App Store debería ser la principal preocupación de todos los desarrolladores y de Apple, trabajando en conjunto. Paragon Software se contactó con Apple el 19 de noviembre de 2012 para comunicarles el problema específico con el apoyo de uno de los usuarios de sus aplicaciones. En relación con la carta de Paragon, un representante de Apple envió un correo electrónico el día 22 de noviembre de 2012, en el que expresaba que otro representante se pondría en contacto con nosotros a la brevedad. Sin embargo, no ha habido tal seguimiento de ninguna de las dos personas y ninguna reacción a los demás intentos de Paragon de comunicarse con Apple.

El problema del soporte continuo no es el único que enfrentan hoy los desarrolladores y los usuarios con Apple. Otros problemas incluyen, por ejemplo, el enfoque monopólico de sus API. Con la compra del equipo con iOS viene un diccionario API y no permite que los usuarios elijan el diccionario que desean y lo configuren como “predeterminado”. Las funciones de Apple simplemente no lo permiten.

Finalmente, Apple, conocido, en general, por la excelencia de sus productos cuando se trata de su uso y diseño innovador, termina siendo menos extraordinario al determinar qué aplicaciones enviadas a la App Store para iOS deben considerarse “spam” o no. El proceso de revisión actual de Apple es aparentemente genérico y su personal no parece estar capacitado para manejar las aplicaciones educativas y de referencia. Como resultado, todos los diccionarios y aplicaciones de referencia (sin importar sus contenidos o idiomas) se consideran iguales, basándose en el simple hecho de que incluyen las mismas funciones. No se tiene en cuenta la variación real del contenido, que es, sin duda alguna e irónicamente, el factor más importante en cualquier aplicación de referencia.

El problema del “spam” impide eficazmente que los desarrolladores (como Paragon Software) agreguen nuevas aplicaciones de diccionarios. Esta es la respuesta de Apple aclarándonos a qué se refieren por “spam”:

Descubrimos que su aplicación proporciona las mismas funciones que otras aplicaciones que enviaron a la App Store, simplemente varía el contenido o el idioma.

Entendemos que la palabra “spam” puede tener una connotación negativa. Sin embargo, simplemente la utilizamos para caracterizar una gran cantidad de aplicaciones muy similares que hacen que la App Store parezca “abarrotada”. Las aplicaciones que replican la funcionalidad pero proporcionan diferente contenido contribuyen a una sensación de abarrotamiento en la App Store, que dificulta la capacidad de los usuarios para encontrar aplicaciones. Estas aplicaciones no cumplen con las Pautas de revisión de la App Store.

Las aplicaciones basadas en una función común deberían combinarse en una sola aplicación contenedora que utiliza la API comprada con la aplicación para entregar distinto contenido.

Consolide todas las aplicaciones del diccionario alemán -> español. En la actualidad hay más de 300 aplicaciones de diccionarios y no debe haber ningún duplicado. Las aplicaciones podrían consolidarse por marca de diccionario o por idioma.

Puede ser apropiado revisar su aplicación para utilizar la API comprada con la aplicación con el objetivo de proporcionar funcionalidad en la compra del contenido.

En resumen, Paragon Software Group cree que las políticas actuales de Apple son demasiado restrictivas, impiden el soporte esperado y continuo a largo plazo de las aplicaciones basadas en contenido premium, restringen los diccionarios de distintos idiomas que el usuario puede elegir como predeterminado y fuerzan a las aplicaciones de diccionarios a formar parte de un modelo jerárquico que puede ser demasiado complejo o simplemente inapropiado para muchos usuarios.

A Paragon le gustaría asegurar a todos los usuarios de sus productos, y a los usuarios de iOS en particular, que se intenta hacer el máximo para proporcionar un soporte profesional a largo plazo para todos los títulos comprados. En relación con los problemas mencionados, Paragon seguirá intentando comunicarse y resolver las cosas con Apple y su sistema iTunesConnect. Tiene que haber una solución mejor que la actual y Paragon Software Group no descansará hasta encontrarla.