EMPRESAS

FCC vuelve a los beneficios tras 10 trimestres de pérdidas

FCC obtuvo unas ganancias de 6,2 millones de euros en el primer trimestre de 2015 frente a los 31 millones de pérdidas registradas un año antes, siendo la primera vez en los últimos 10 trimestres que registra números negros.

El resultado bruto de explotación (Ebitda) asciende a 169,3 millones de euros en este periodo, lo que supone un incremento de un 0,6% respecto al mismo a marzo de 2014. Es de destacar que este resultado se obtiene a pesar de impactos negativos en el Ebitda, consecuencia de factores no recurrentes como la venta de derechos de emisión de CO2.

Por su parte, el resultado neto de explotación (Ebit) avanza un 2% interanual, hasta los 70,9 millones de euros, apoyado en el aumento del resultado bruto de explotación y una menor dotación a la amortización del inmovilizado, similar a la reducción de la base de su inmovilizado.

Los ingresos consolidados crecen un 3,1% interanual en el primer trimestre de 2015, hasta los 1.482,4 millones de euros. Este resultado se explica fundamentalmente por un aumento del 10,9% de la facturación en mercados internacionales, especialmente en las áreas de gestión integral del Agua y Servicios Medioambientales.

Las ventas de cemento en España durante el primer trimestre muestran un crecimiento interanual del 13,1% tras seis años de descensos continuados, mientras que el área de construcción, más ligada al ciclo doméstico de inversión en infraestructuras, también registra avances en el trimestre. Aunque los ingresos del área en España todavía ceden un 3,7% interanual, el ritmo de ajuste mejora en comparación con una caída acumulada del 28% en 2014.

La cartera de negocio crece suavemente (0,4% respecto el cierre de 2014), hasta 33.115,4 millones de euros, debido al aumento en el área de Servicios Medioambientales.

La deuda financiera asciende a 5.651,2 millones de euros, lo que supone un aumento de 635,2 millones de euros respecto al cierre de 2014. Esta evolución es consecuencia principalmente de la expansión estacional del capital circulante y el impacto negativo del tipo de cambio.

Por su parte, los gastos financieros netos se reducen un 21,9% “gracias al fortalecimiento de la estructura de capital llevada a cabo el pasado ejercicio”.


Ya puedes leer y descargar
la edición de abril de
Agenda de la Empresa