Los departamentos de recursos humanos, sus estrategias y funciones están en pleno proceso de transformación para adaptarse a una nueva realidad, una transformación a la que España llega tarde, especialmente con Estados Unidos, donde las empresas llevan años diseñando planes estratégicos de HR 2.0, según Hays.

Este retraso, ofrece a las empresas españolas la oportunidad realizar una puesta al día que les coloque por delante de sus competidores. “Los departamentos de Recursos Humanos requieren una transformación profunda en sus funciones y herramientas, que les permita colaborar activamente en el progresos de las empresas”, comenta Noelia de Lucas, directora comercial de Hays en España. “En una sociedad globalizada -añade-, en la que la competencia entre empresas es feroz, la gestión del talento es clave y debe incorporar las últimas tecnologías”.

Para Hays, los equipos de RRHH deben ser una parte activa del negocio que permita seleccionar a los mejores profesionales y que éstos den lo mejor de si mismos. “Debemos cambiar el enfoque -señala de Lucas- los equipos humanos no son recursos, son personas que ponen su talento a disposición de la organización. Hay que definir estrategias innovadoras y, sobre todo, actuar, realizando proyectos, actividades, acciones que provoquen la movilización y sensibilización de las personas hacia esta nueva revolución, donde el conocimiento y talento son el principal activo de las empresas”. Un  nuevo escenario que debe contemplar fenómenos como los millennials,  la transformación digital, las redes sociales, el employer branding o la escasez del talento.

Para la directora comercial de Hays, el departamento de RRHH debe alinear la estrategia empresarial con las personas. “Hemos pasado de un departamento transaccional, que elaboraba las nóminas y gestionaba toda la documentación relativa a la plantilla, a un departamento que debe ser un laboratorio de ideas y planes que hagan que la plantilla se sienta identificada con la empresa y quieran quedarse en ella”.