Las entidades aseguradoras ingresaron un total de 18.503 millones de euros por venta de pólizas en el primer trimestre de 2017, lo que supone un aumento del 11,52% respecto al mismo periodo del año pasado, informó la Asociación Empresarial del Seguro (Unespa).

Del importe total, 9.216 millones de euros correspondieron al ramo de no vida y los 9.287 millones restantes al de vida. La facturación del ramo de no vida aumentaba a cierre del primer trimestre un 3,46% en términos interanuales. La mejora de esta actividad se fundamenta en el tirón de todas las líneas de negocio, con mención especial de las pólizas de salud y automóviles.

Los seguros sanitarios repuntaron un 4,48%, hasta los 2.117 millones; mientras, las pólizas de motor incrementaron su aportación un 4,05%, hasta los 2.836 millones de euros.

La partida de seguros denominada “resto no vida” -que engloba las pólizas más ligadas a la actividad económica- y el ramo de multirriesgos tuvieron, igualmente, un desempeño destacado. Los seguros diversos aumentaron su facturación en un 3,20%, hasta los 2.430 millones; mientras que la categoría multirriesgos incrementó sus ingresos en otro 1,73%, hasta los 1.832 millones. Bajo este término se incluyen las pólizas de hogar, comunidades de vecinos, comercios e industrias.

El ahorro gestionado en productos de seguro de vida, medido a través de las provisiones técnicas, alcanzó los 180.569 millones de euros en el primer trimestre. Este importe supone un incremento interanual del 5,93%, según los datos publicados por Unespa.