DestacadosECONOMIA

Blockchain, Internet del valor

Especial Blockchain

¿Cómo funciona Blockchain? ¿Cómo se trabaja con sus protocolos y los Smart Contracts? 

El tema que lleva en portada Agenda de la Empresa responde a estas y otras preguntas, ilustrando a fondo las principales arquitecturas basadas en Distributed Ledger disponibles y explicando qué areas cross-industry tendrán mayores posibilidades de imponerse. 

Muchos creen que Blockchain sea la “Nueva Internet”, nosotros pensamos que puede representar la “Internet del Valor”. 

La Blockchain se posiciona como una tecnología revolucionaria e innovadora que ha cambiado la forma de realizar transacciones e intercambiar la información en base a la autorización y confianza legítima que conceden todos los participantes. Mediante un sofisticado proceso informático en el que participan miles de ordenadores, esta plataforma revolucionaria está transformando el modelo tradicional de intercambio de bienes y servicios. Javier Alonso, subgobernador del Banco de España, indicó en la clausura del seminario La economía ante el Blockchain. Lo que está por venir, organizado por la UIMP y la APIE en Santander, que es “una tecnología que permite a las empresas trabajar juntas en un entorno de confianza”.

Sus inicios comenzaron en el ámbito financiero, concretamente con los populares Bitcoins, un sistema monetario digital que permite realizar transacciones financieras sin necesidad de una entidad central que certifique la validez de las mismas. Actualmente, el sistema de bitcoins ya genera cifras de miles de millones de dólares al año. Tanto es así que el Banco Central de Inglaterra está estudiando emitir una libra criptográfica; el banco central chino ya tiene preparado el Yuancoin; Suecia digitalizará el registro de la propiedad mediante Blockchain; Alemania lo utiliza para su proceso de transición energética; y en Rusia ya existe el primer banco con todo su core creado en base a Blockchain.

Aun así, la Blockchain va más allá del ámbito financiero. De hecho, cuenta con infinitas aplicaciones en múltiples áreas y sectores. Por ejemplo, ya se está utilizando en sectores como el energético, la banca, seguros, así como para la distribución de contenido y gestión de identidad.

“Blokchain nos da la posibilidad de realizar actividades y procesos tradicionales de forma más barata, rápida, segura y legítima”, explica Iván Lastra, responsable de área de Blockchain de Vector ITC Group. “El sector financiero es donde está desarrollándose en mayor medida esta tendencia. Con Blockchain podemos realizar actividades, prestar servicios y ejecutar procesos que antes no eran factibles: certificar identidades sin la necesidad de autorización de un sistema gubernamental o registrar un contenido sin ningún intermediario”, prosigue Lastra.

De este modo, aunque inicialmente Blockchain se haya utilizado para el intercambio seguro de criptomonedas, el uso de esta tecnología se está expandiendo a otros sectores y ámbitos de actividad, para compartir datos dentro de ecosistemas colaborativos sin un “intermediario de confianza”. Así, según Vector ITC Group, los sectores pioneros en su aplicación son el de la banca, a la hora de realizar pagos y remesas; la energía, ya que desde su distribución hasta la gestión de activos hace uso de esta tecnología; o la seguridad, donde se está encargando de la capa de seguridad y verificación adicional que necesita el IoT. Además, actualmente hay multitud de iniciativas encaminadas a registrar, patentar y certificar, y la tecnología Blockchain ayuda a generar mayor tracción en el ámbito de la propiedad intelectual. También la cadena de valor en la creación de contenido consta de gran cantidad de actores desde el creador del contenido hasta su consumidor, lo que supone que el usuario paga más y el creador recibe menos. La Blockchain puede acabar con ello.

Por otra parte, en el caso de la cadena de suministro, Blockchain aumenta la transparencia, simplifica la gestión de documentos, su aprobación y otorga un marco de confianza a partes totalmente desconocidas entre sí. Asimismo, en el caso de los seguros, esta tecnología ofrece la posibilidad de mejorar la eficiencia, diseñar nuevos servicios y productos de seguros y automatizar procesos clave; y, finalmente, en la gestión de identidad, gran cantidad de las aplicaciones Blockchain citadas, pasarán necesariamente por un proceso de autenticación y verificación de la identidad de los usuarios para desplegar todo su potencial.

La revolución de la Blockchain

Finanzas

El ámbito bancario y financiero es en donde más ha influido la irrupción de la Blockchain. De hecho, se está manifestando en la creación de numerosas alianzas. Así, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), BME y un grupo de entidades formado por Banco Santander, BBVA, BNP Paribas, CaixaBank, Commerzbank y Société Générale han colaborado durante el pasado año en un proyecto denominado Fast Track Listing (FTL), que usa tecnología Blockchain.

El objetivo de este proyecto ha sido simplificar los procesos y rebajar los tiempos necesarios en el registro de emisiones. Para ello, se ha comprobado que la utilización de esta tecnología puede mejorar la eficiencia en tiempo y recursos, aumentar la seguridad e incrementar la trazabilidad de los procesos.

El proyecto, que se está desarrollando de forma colaborativa, ha incluido la realización de una prueba de concepto que se ha llevado a cabo con éxito y que consistió en el registro de una emisión de warrants. Esta prueba demostró que es posible realizar el proceso en 48 horas frente a un plazo medio de más de una semana (más de un 70% de reducción) gracias a la conexión de todos los sistemas, la validación automática de requisitos y su transparencia.

Tras los resultados obtenidos, la CNMV ha decidido seguir trabajando en los posibles usos de esta tecnología en sus procesos y continuar con el proyecto. BME y todos los emisores de warrants nacionales (BBVA, CaixaBank y Banco Santander) e internacionales (BNP Paribas, Commerzbank y Société Générale) también están contribuyendo activamente. También Mastercard anunció en octubre de 2017 que abriría el acceso a su tecnología de Blockchain a través de su API en su plataforma Mastercard Developers. La solución de Blockchain de Mastercard ofrece a los consumidores, empresas y bancos una nueva forma de realizar transacciones, y es parte fundamental de su estrategia para ofrecer soluciones de pago que respondan a las necesidades tanto de las instituciones financieras como de sus usuarios finales.

Agricultura y agroalimentación

El sector agrícola y agroalimentario también ha incorporado la tecnología Blockchain con el fin de dar respuesta a nuevos desafíos económicos, ambientales y sociales. Concretamente, Atos y la red de Institutos Técnicos Agrícolas de Francia (ACTA) han puesto en marcha una serie de casos prácticos para evaluar el potencial del Blockchain en este campo y así dar respuesta a nuevos desafíos económicos, ambientales y sociales teniendo en cuenta las demandas de toda la cadena, desde el productor hasta el consumidor.

Estos casos prácticos abordarán tres grandes problemáticas:

  • La gestión del consentimiento y el intercambio de datos en un contexto donde la interoperabilidad de las aplicaciones es una demanda creciente de los agricultores. El objetivo es demostrar cómo se puede garantizar la protección de datos en un marco europeo, que será más exigente en 2018, y, al mismo tiempo, fomentar un intercambio de datos más eficaz que optimice su gobierno y confianza.
  • Los beneficios de la Blockchain en la trazabilidad de las producciones. El desafío es garantizar cadenas de valor justo del productor al consumidor. De este modo, el proyecto analizará posibles oportunidades y sectores de aplicación y el impacto sobre las especificaciones, los procedimientos de certificación y la calidad sanitaria.
  • Estudiar un contrato inteligente que permita automatizar el control de las transacciones y activar el pago instantáneo al productor. El objetivo es saber cómo se puede garantizar la transparencia y la confidencialidad, qué aplicaciones existen para diferentes partes interesadas y su impacto en las relaciones comerciales entre productores y compradores y la desintermediación.

Según Philippe Lecouvey, director general de ACTA, “frente a los desafíos del sector agrícola y la agroeconomía, ACTA se posiciona como un catalizador de innovación para inventar ecosistemas nuevos, abiertos y multidisciplinares que atiendan los desafíos de los agricultores y que pondrán en valor a todo el sector al proporcionar transparencia y eficiencia. Se trata de una transformación profunda, y contamos con un socio como Atos para facilitar la adopción de nuevos usos y hacer de la tecnología una palanca de confianza e innovación”.

Por su parte, Christophe Brizot, director regional del Suroeste, Atos Francia, ha indicado que “Atos se enorgullece de contribuir junto con ACTA a una iniciativa que apunta a fortalecer la cadena de valor de un sector como la agro-economía. Queremos crear un nuevo impulso real en torno a Blockchain, en co-inversión con las partes interesadas y prestar nuestra experiencia tecnológica, como en Big Data, IoT y seguridad cibernética, a los sectores de la agricultura y la agroeconomía”.

Construcción

El área de construcción del Grupo FCC, compañía dedicada a la construcción de infraestructuras y servicios ciudadanos y medioambientales, y la firma de servicios profesionales Grant Thornton, a través de su área de Consultoría Tecnológica y de Innovación, han creado la iniciativa Confiabble, un acuerdo para impulsar la construcción fiable basada en las nuevas tecnologías BIM (Building Information Modelling) y Blockchain. Ambas están transformando el modo en que se construyen las obras y se intercambia valor entre los participantes en los proyectos, respectivamente. Esta iniciativa es un marco estable en el que las dos compañías desarrollarán proyectos innovadores a nivel mundial que integren de manera totalmente novedosa ambas tecnologías.

El primer proyecto lanzado en el marco de Confiabble ha sido Delfos, que tiene por objetivo la creación de una solución integral para la certificación de la información y la automatización de procesos de calidad de ejecución de la construcción basado en BIM y Blockchain. “En la ejecución de obras de construcción, controlar la calidad de lo construido es una tarea clave de cara a garantizar la estabilidad y correcto comportamiento de los edificios e infraestructuras”, explica Fernando Valero, director de Consultoría Tecnológica de Grant Thornton.

Delfos es un proyecto de investigación y desarrollo que, además, cuenta con el aval del CDTI (Centro para el Desarrollo Tecnológico e Industrial, dependiente del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad) y ha sido financiado con cargo a Fondos FEDER. Desde Grant Thornton, han señalado que Confiabble es una iniciativa clave en la estrategia de consorcios y colaboración de su firma en el mundo Blockchain, ya que nace con el objetivo de obtener como resultado una solución tecnológica plenamente productiva y aplicable a la realidad específica de un sector no financiero. “Con Confiabble y el proyecto Delfos, Grant Thornton colaborará de manera estable con una compañía líder a nivel mundial en su sector como es FCC, convirtiéndonos en su socio de referencia en Blockchain, además de generar un proyecto de investigación con el aval público cuya aplicabilidad de resultados crea un servicio innovador”, explica Luis Pastor, socio director de Consultoría Tecnológica y de Innovación de Grant Thornton.

Sector inmobiliario

Por otra parte, y según destaca Garantify, en 10 años habrá una implementación completa de la Blockchain en el sector inmobiliario. “Cambiarán las bases sobre las que se ha asentado hasta el momento… Dicha tecnología generará un proceso más transparente que hará crecer la confianza del consumidor”.

¿Cuáles son los cambios que se podrían dar en el proptech y la comercialización de bienes raíces?, se preguntan en Garantify, a lo que responden: “esta nueva tecnología genera un proceso más transparente, aumentando la confianza de ambos lados y reduciendo la burocracia. Los contratos inteligentes pueden garantizar que se han cumplido todos los pasos necesarios antes de que se transfiera el dinero de la compra de una vivienda”.

Además, inciden en que con Blockchain “es posible desarrollar el modelo de “propiedad compartida” para todos los compradores. “Un modelo que, actualmente, es solo accesible para compradores con unos criterios muy estrictos con las condiciones del contrato. Está vigente en Reino Unido y ayuda a los compradores a adquirir una parte de una propiedad, mientras pagan la renta sobre el valor restante. Estos inquilinos pueden comprar más parte de la propiedad en cuestión y pagar menor renta en un proceso escalable”.

Actualmente, “los propietarios no tienen la capacidad (legal y práctica) de vender o remunerar un 1% de su propiedad”, comentan. Pero “con Blockchain será posible rastrear el tamaño y el valor de las participaciones individuales de manera fiable”, concretan.

En definitiva, desde Garantify han incidido en que con esta tecnología “disruptiva” se cambiarán las bases sobre las que se ha asentado el sector inmobiliario hasta el momento. “Se prevé un crecimiento en la confianza del consumidor y una disminución del fraude informático y la violación de datos personales de los usuarios de la red”, concluyen.

También el portal inmobiliario Vitrio ha analizado las ventajas de efectuar la venta de una vivienda en criptomonedas. Así, por un lado, la tecnología Blockchain y la protección del anonimato del vendedor permiten que la venta sea más segura; y, además, la exención del IVA en el cambio a euros facilita las operaciones internacionales en la UE. Por el contrario, el traspaso de inmuebles en Bitcoins conlleva inconvenientes, como la necesidad de contar con un acuerdo previo con el comprador, la aprobación de Hacienda y algunas lagunas legales. Las primeras ventas de inmuebles en Bitcoins se realizaron en Estados Unidos y Reino Unido el año pasado, pero, desde principios de 2018, esta tendencia está presente también en España. “La volatilidad de esta criptomoneda basada en Blockchain ha ofrecido altas rentabilidades a corto plazo, pero también ha causado importantes pérdidas entre quienes han apostado por vender inmuebles en Bitcoins”, señalan desde Vitrio. Así, en el caso español, “la primera operación, fijada en 40 Bitcoins (unos 550.000 euros, teniendo en cuenta el valor de la criptomoneda a principios de 2018), valdría ahora prácticamente la mitad (unos 312.000 euros, ya que el valor del Bitcoin actualmente ronda los 7.800)”.

Los expertos del portal inmobiliario también han apuntado otros riesgos de vender la casa en Bitcoins. “En primer lugar, los beneficios de la venta dependen de la volatilidad de la moneda. Las oscilaciones en el precio de esta criptomoneda son dispares y han variado desde los apenas 30 céntimos que valía en 2010 hasta máximos de 14.000 euros a finales de 2017. Esto supone, a la vez, una oportunidad y un riesgo para el vendedor, que puede ver revalorizada la venta, o devaluada, en función de cómo evolucione el precio del Bitcoin”, explican.

Por otra parte, las ganancias derivadas de la revalorización de la moneda tributan. “Una venta de éxito conlleva obligaciones con Hacienda, ya que los vendedores que hayan obtenido beneficios económicos por el cambio de valor de la moneda deben incluirlos en la declaración del IRPF. Esto significa que no todas las ganancias que pueden reportar los Bitcoins son para el vendedor. Tendrá que pagar impuestos y probar el origen legítimo del dinero”, afirman.

Asimismo, opinan que el proceso es más “tedioso” de lo que parece. “Aunque la venta de la vivienda se realiza de forma telemática escaneando un código QR con el smartphone, conlleva unos protocolos legales”. Debe existir un acuerdo previo entre las partes, ya que el vendedor no puede exigir el cobro en Bitcoins al comprador; el proceso ha de llevarse a cabo ante notario y en la escritura debe figurar el importe de la operación en euros. Además, todo debe contar con la aprobación de la Agencia Tributaria mediante intermediación bancaria. Finalmente, los vacíos legales pueden llevar a situaciones jurídicamente inciertas. “La ausencia de regulación a nivel internacional sobre la tributación de los Bitcoins ha generado un panorama jurídico incierto, en el que pueden darse situaciones no contempladas por la legislación y que resulten negativas para el vendedor a posteriori”, comentan desde Vitrio. Aun así, hay una serie de ventajas: las transacciones son totalmente seguras e irreversibles, ya que el registro de las operaciones realizadas en Bitcoins en un libro de contabilidad digital compartido, permite verificar las transacciones. De esta forma, se dificultan las falsificaciones y la duplicación de pagos.

Además, se puede preservar el anonimato al vender, ya que, en la compraventa de inmuebles mediante Bitcoins, el propietario no está obligado a revelar su identidad, lo que favorece la protección del patrimonio. Además, agiliza la compraventa de viviendas entre distintos países, puesto que no es necesario cambiar de divisa.

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) dictaminó en 2015 que el cambio de Bitcoins a euros, o viceversa, no conlleva el cobro del IVA. De este modo, se posibilita que cualquier vendedor pueda obtener el valor en euros de la venta del inmueble sin pagar de más, por ejemplo, en caso de que el Bitcoin tienda a devaluarse.

También en el sector inmobiliario, la promotora Metrovacesa y la consultora Finnovating han lanzado el primer laboratorio de Blockchain PropTech con el fin de identificar las aplicaciones de esta tecnología al sector inmobiliario y realizar pruebas en un espacio seguro para estudiar su integración en la compañía y crear así el Real Estate del futuro, ya que, como indican, “la aplicación de tecnologías Blockchain supondrá mejoras en la transparencia, seguridad y rapidez de las transacciones”.

Así, han señalado que, gracias a la descentralización de la información, la posibilidad de fraude es casi nula. Por otro lado, con la integración de Smart Contracts -acuerdos cuya ejecución está automatizada sujeta al cumplimiento de condiciones prefijadas- se podría realizar un mantenimiento de los edificios e instalaciones conectadas a dispositivos de IoT, tokenizar inmuebles para el alquiler, compra o inversión (estos tokens representarían fracciones de la vivienda). Además, esta tecnología permite tener un sello de tiempo, es decir, consigue la trazabilidad completa en trabajos de diseño y construcción en una promoción inmobiliaria.

De este modo, Metrovacesa apuesta por integrar esta tecnología en el sector inmobiliario, como demostró hace unos meses con su incorporación a Alastria, el primer consorcio nacional multisectorial Blockchain. En este sentido, su primer caso de uso es la Identidad Digital, que la compañía utilizará para ofrecer a sus clientes el alta de suministros de la vivienda 100% en remoto. En esta línea, Carmen Chicharro, directora de Innovación y Marketing de Metrovacesa y líder de la Comisión y Talento de Alastra asegura que “la verdadera transformación digital del sector real estate vendrá de la mano de Blockchain. La estrategia de Metrovacesa es descender esta tecnología a casos de uso concretos, que den respuestas a demandas de nuestros clientes. Este acuerdo nos facilitará atraer el talento más innovador nacional e internacional”.

Metrovacesa y Finnovating publicarán en conjunto el primer mapa de iniciativas Blockchain en Real Estate del mundo. Según Jesús Pérez, cofundador y director de estrategia de Finnovating, “es muy importante el desarrollo de este mapa y poner en contacto a los agentes de la industria, tradicionales y nuevos, para crear sinergias y promover acuerdos tan relevantes como el que hemos firmado con Metrovacesa, que hace evolucionar al sector Real Estate gracias a la creación de un laboratorio donde aplicar la teoría y aprovechar las ventajas que presenta Blockchain”.

Abogacía

Lefebvre-El Derecho y ESADE llevaron a cabo una jornada para desmenuzar estas tecnologías y debatir qué capacidades debe adquirir la abogacía para actuar en casos de necesidad. En el marco de este encuentro, ambas entidades afirmaron que en plena era de la innovación, el software computacional y las bases de datos están adquiriendo bastante protagonismo en una gran parte de los negocios y/o empresas. Y debido precisamente a este auge, la abogacía debe conocer estas tecnologías en profundidad y adquirir las capacidades necesarias para actuar en caso de necesidad legal.

Así, según el socio de mercantil de Roca Junyent, Xavier Foz, la seguridad de los datos debe reforzarse desde el ámbito legal. De hecho, incidió en que “el papel de los abogados en esta tecnología es clave. Por un lado, afecta a múltiples disciplinas del derecho; por otro, como toda innovación, genera situaciones de duda ante la falta de regulación específica de muchas de sus facetas, lo que supone un reto para los juristas y abre interrogantes en cuanto a cuestiones como el régimen de responsabilidad de los intervinientes en el proceso”.

En esta línea, Eugenia Navarro, profesora de Estrategia y Marketing jurídico ESADE Law School, aseguró que “los abogados deberán ser capaces de entender la tecnología y ser tecnólogos. Trabajar en cultura colaborativa con otros profesionales y disciplinas y en organizaciones más líquidas en las que el mejor talento se alineará por equipos con las mejores competencias para trabajar por proyectos”.

Para el CEO y cofundador de Icofunding, Alejandro Gómez de la Cruz, la diferenciación entre las criptomonedas -monedas virtuales convertibles que pueden usarse como medios de pago-, y los tokens -una representación de una funcionalidad en una red o de activos- están cambiando el sector financiero de forma rápida y notoria. “Cuando la tockenización se consolide y asiente veremos cómo las estructuras del sector financiero actual se convertirán en otra cosa, con más valor añadido y mucha menos intermediación”. Ante esta perspectiva, en el encuentro se comentó que en España “existen vacíos legales que es necesario suplir”… “El reto para la abogacía es dar respuesta a las incógnitas con la interpretación del marco legal actual y el uso de los criterios que han empezado a emitir los reguladores que ya se han visto involucrados en procesos judiciales”.

Salud

Blockchain también es una pieza clave para el ámbito de la salud. Desde Capital Cell han señalado que las nuevas iniciativas del sector se centran en tres campos: la introducción de datos médicos personalizados en Blockchain, la compartición de datos médicos con fines de investigación y desarrollo de nuevos fármacos, y la trazabilidad en la producción y el consumo de medicamentos. Así, y tal y como detallan desde la compañía, la introducción de los datos médicos de los pacientes en Blockchain configurará la identidad digital médica de estos, configurada por el historial, los tratamientos realizados y resultados analíticos, entre otros. “Dicha identidad nos pertenece, es de nuestra propiedad. Nosotros como propietarios de la información decidiremos quién, cómo y cuándo tiene acceso a determinada información”, asegura Jordi Riulas, asesor estratégico en Capital Cell.

Los distintos agentes implicados en el servicio de salud (aseguradoras, empresas, médicos, hospitales, farmacéuticas o gobiernos) son usuarios de la información y próximamente se dispondrá de aplicaciones que permitirán el acceso controlado por el paciente a sus datos médicos mediante Blockchain y le permitirán compartir la información con aseguradoras médicas para solicitar presupuestos de pólizas, con médicos y hospitales para ayudar a mejorar su diagnóstico, con farmacias y laboratorios farmacéuticos para el seguimiento y control de los tratamientos o con centros de investigación o startups de desarrollo de fármacos para la cesión de la información en estudios clínicos. “Dichas aplicaciones representarán una revolución en el uso de recursos médicos y su gestión”, han destacado desde la compañía.

Otro gran ámbito de aplicación de la Blockchain en el sector salud -afirman desde Capital Cell- es el derivado de la mejora en los procesos productivos de las farmacéuticas. “Se producirá una mejora importante en el seguimiento de la producción, distribución y consumo de los medicamentos. Aparecerán numerosas implementaciones sobre Blockchain, tanto públicas como privadas, orientadas al servicio de la industria farmacéutica y a la mejora del servicio al consumidor”, añade Jordi Riulas.

De este modo, “se abre para la ciencia y para el desarrollo de nuevos fármacos un universo de conocimiento colaborativo. El hecho de disponer de todos los datos médicos de forma pública, fiable y transparente a la vez que anonimizada permitirá un impulso significativo, una mayor velocidad y un ahorro de costes que provocarán un mayor y más rápido número de soluciones médicas disponibles para el usuario y consumidor”, indican.

Educación

En este contexto, los centros educativos no quieren quedarse atrás y están estudiando la incorporación de diferentes titulaciones que ahonden en la Blockchain con el objetivo de formar a nuevos profesionales en este mercado en crecimiento. Es el caso de la Escuela de Negocios IEBS que ha diseñado el primer Máster en Blockchain & Fintech, y puede ser pagado con bitcoins.

Los alumnos que cursen este programa académico tendrán la oportunidad de profundizar, por una parte, en el funcionamiento del Blockchain, gracias a un simulador de criptomonedas con código libre y, por otra, analizarán las arquitecturas y planteamientos reales de modelos de negocio para la creación de fintechs propias desde cero. “Llevar las experiencias y los proyectos a la evolución siguiente mediante la creación e implementación de nuevas tecnologías, nuevos ambientes de trabajo y nuevas realidades empresariales, es sin duda el camino a seguir para afrontar el futuro totalmente tecnológico que nos espera”, afirma Raúl Jaime, director del Máster en Blockchain y Fintech.

El claustro de profesores está formado por expertos de reconocido renombre y pioneros en el análisis y la aplicación de estas tecnologías como Javier Martín, experto en Blockchain y Crowdfunding; Ana Sastre, experta en Crowdlending y Compliance; Marcos Gutiérrez, experto en startups y Blockchain; o María Sánchez, experta en Fintech y Crowdlending, entre muchos otros.

La primera edición de este programa está limitada a 15 alumnos y la fecha de inicio está prevista para el 25 de octubre.

En definitiva, la Blockchain es una forma revolucionaria de hacer negocios que tiene la capacidad de cambiar el mundo y redefinir la manera de hacer negocios de la misma manera que lo hizo Internet.

Para aquellos que tengan el gusanillo de conocer las últimas novedades, el 20 de septiembre llega al espacio MEEU de Madrid BlockchainCo. Liderado por la compañía tecnología Blocknitive, es el primer encuentro enfocado a las tecnologías Blockchain y a cómo estas resuelven problemas en sectores clave como energía, finanzas, marketing o seguros.

María Cano Rico

Reportaje incluido en el especial sobre Blockchain del número de septiembre de la revista Agenda de la Empresa