DestacadosECONOMIA

El sector inmobiliario es el que más empleo ha creado en España en el último año

adecco empleo sector inmobiliario

Un 22,1% más de empleo que en 2017

En los últimos 12 meses se han generado empleos en 7 de las 11 ramas de actividad que componen nuestro mercado laboral (el año pasado esto se producía en todas) y en cuatro se han destruido según revelan los datos del VI Monitor Anual Adecco de Ocupación.

Actividades inmobiliarias (+22,1%), Agua y energía (+8,3%) y Construcción (+7,4% interanual) exhiben las variaciones más amplias. Sin embargo, el mayor número de nuevos empleos ha correspondido a Administraciones públicas y Servicios sociales (163.800; +4%).

En el otro extremo, la actividad económica donde más empleo se ha destruido ha sido Finanzas y seguros, con una caída interanual de un 5,9% (pérdida de 26.900 puestos de trabajo). Menores han sido las bajadas en Información y comunicaciones (-1,6%), Servicios culturales (-1,3%) y Agricultura y ganadería (-1,1%).

Si separamos los empleos en dos grandes categorías, asalariados y no asalariados, vemos que la totalidad de los puestos de trabajo creados en los últimos doce meses en nuestro país corresponde a la primera. En efecto, el número de asalariados ha tenido un incremento interanual de 526.900 personas (+3,3%), al mismo tiempo que el de no asalariados se ha reducido en 49.700 (-1,6%).

Sin embargo, dentro de cada una de las categorías hay diferencias. Por ejemplo, entre los no asalariados solo ha aumentado el número de empleadores, con un alza interanual de 11.700 personas (+1,2%). Al mismo tiempo, se ha reducido el número de autónomos (-45.700 personas, -1,6%) y el de Otros (miembros de cooperativas y personas que ayudan en el negocio familiar sin remuneración, etc.), que se ha reducido en 15.700 personas (-13,1%).

Entre los asalariados, 8 de cada 10 nuevos empleos se han originado en el sector privado, que ha aumentado la contratación en 421.400 personas (+3,3% interanual). En el sector público el número de asalariados ha crecido en 105.400 personas (+3,4%).

Solo cuatro comunidades autónomas exhiben un aumento simultáneo en el número de asalariados y no asalariados: Canarias, Cantabria, la Comunidad Valenciana y Navarra. Los mayores incrementos interanuales en el número de no asalariados (empleadores, autónomos y otros) corresponden a Cantabria (+13,9%) y Extremadura (+6,8%). En el caso de los asalariados o empleados por cuenta ajena, los aumentos más significativos se han dado en La Rioja (+12,8%) y Baleares (+9,1%).

Además, 7 de cada 10 de los empleos asalariados creados en los últimos doce meses ha sido de carácter indefinido: la contratación de 526.900 asalariados se desagrega en la incorporación de 374.100 personas con un contrato indefinido (+3,2%) y otras 152.800 con uno temporal (+3,5%).

La tasa de temporalidad se ha incrementado ligeramente hasta el 27,4%, una décima más que un año atrás. Sin embargo, es una proporción que aún está más de dos puntos por debajo de la que había en 2008, antes de que estallara la crisis.