EMPRESAS

Stikets, de fabricar etiquetas en el garaje a vender en más de 20 países

La empresa de etiquetas personalizadas Stikets ya exporta el 50% de sus ventas

– Desde que la CEO y fundadora de Stikets, Stephanie Marko, empezó a fabricar etiquetas personalizadas en el garaje de su casa han pasado solo 9 años. Había buscado una solución para marcar las cosas de sus hijos y pensó que podía ser un buen negocio y que ayudaría a otros padres y madres a organizar las cosas de la familia. Actualmente, Stikets vende en todo el mundo a través de más de 20 portales.

La e-commerce nació enfocada al mercado español, pero, desde un principio, Marko tuvo claro que quería crecer: “nuestros productos son universales porque los creamos para dar respuesta a las necesidades de las familias, que son muy similares en todo el mundo”, explica la CEO de Stikets.

Actualmente, Stikets exporta el 50% de sus ventas fuera de España. El 2014, la empresa de productos personalizados inició su expansión por el sur de Europa, en países como Francia, Italia, Portugal, Alemania y el Reino Unido. En los últimos cinco años, la lista de países donde Stikets está presente no ha dejado de crecer y ya suman más de 20.

Más de un millón de pedidos enviados a todo el mundo

Gracias a su expansión, Stikets cerró 2018 superando el millón de pedidos en todo el mundo. La diversificación de productos también ha contribuido a este crecimiento, pensado siempre en poner a las familias y sus necesidades como objetivo.

Según la CEO de Stikets, la empresa seguirá ampliando su catálogo y sus servicios “siempre con el objetivo de mejorar la calidad de vida de sus clientes; todos nuestros productos están pensados para ganar tiempo, ahorrar dinero y dar soluciones a las familias”.

Stephanie Marko señala la importancia de la internacionalización de la empresa para seguir creciendo y mejorando: “nuestra presencia en distintos mercados nos permite aplicar lo aprendido en unos países en otros, de forma que la mejora es constante”.