EMPRESAS

Finnair, aerolínea líder contra el cambio climático

El Carbon Disclosure Project (CDP), organización independiente sin ánimo de lucro con la mayor base de datos mundial de información corporativa sobre cambio climático, acaba de adjudicar a Finnair una posición en su lista A, reservada a las empresas que mayores esfuerzos realizan mundialmente para mitigar los efectos del cambio climático. El CDP elabora un ranking anual corporativo en base a los riesgos y oportunidades identificados en cuanto a cambio climático a petición de 767 inversores de todo el mundo, reflejando los planes de reducción de emisiones de las empresas y la transparencia en sus actuaciones corporativas. Finnair es la única compañía aérea incluida en la lista A del CDP, una prueba de los esfuerzos constantes de la aerolínea por trabajar a favor del medio ambiente y reducir el impacto medioambiental de su actividad.

 

Finnair
Finnair

Pekka Vauramo, CEO de Finnair, considera que ”nuestra capacidad para medir y divulgar información relacionada con nuestra actividad y su impacto climático es muy importante, tanto para nosotros, como para nuestros accionistas, a la vez que nos permite mitigar el efecto y controlar los costes. El reconocimiento recibido por parte del CDP demuestra que estamos decididos a cumplir con el panorama comercial y regulatorio que se exige”. Por su parte, Paul Simpson, CEO de CDP, asegura que ” las emisiones globales de efecto invernadero siguen aumentando, con los riesgos financieros que supone no mitigarlos. Felicitamos a todas las empresas que han logrado una posición en nuestra lista A, ya que significa que responden a la demanda del mercado rindiendo cuentas a favor del medio ambiente y progresando hacia las economías sostenibles”.

 

Finnair se marcó el objetivo de reducir las emisiones de CO2 un 24% por asiento entre 2009 y 2017 llevando a cabo diferentes acciones, como el hecho de operar con una flota moderna y eficiente en el consumo de combustible. En 2013 se convirtió en la primera aerolínea en utilizar el Airbus A321 con sharklets para favorecer el ahorro de combustible. El próximo año, además, será la primera compañía aérea europea en incorporar el A350XWB de nueva generación a su flota, un 25% más eficiente en ahorro de combustible que los aviones anteriores.

 

Finnair, además, está estudiando junto a otros socios la creación de un centro de biocombustibles en el aeropuerto de Helsinki, ha operado vuelos con biocombustible (como el reciente entre Helsinki y Nueva York incorporando aceite de cocina reutilizado), practica aterrizajes ”verdes” para limitar las emisiones de CO2 y ha trasladado sus oficinas centrales en Helsinki a una nueva central cerca del aeropuerto con certificación Platinum LEED.