EMPRESAS

Bankinter inicia 2015 con un beneficio neto trimestral de 87,2 millones de euros

El Grupo Bankinter ha mantenido en el primer trimestre de 2015 la tendencia de crecimiento manifestada en el pasado ejercicio alcanzando, a 31 de marzo, un beneficio neto de 87,2 millones de euros y un beneficio antes de impuestos de 124,6 millones, lo que supone un crecimiento, en ambos casos, del 45,3% sobre el primer trimestre del año anterior.

Bankinter sitúa sus niveles de rentabilidad sobre recursos propios en niveles atractivos para los inversores, con un ROE del 10,3% al cierre del trimestre, 3 puntos porcentuales por encima de hace un año. Paralelamente, el banco mejora la calidad de todos sus activos y mantiene unos niveles de solvencia entre los más elevados del sector.

Por lo que se refiere a la solvencia, Bankinter dispone de un ratio de capital CET1 fully loaded que se sitúa en el 11,6%, el cual no incluye plusvalías latentes de la cartera de deuda pública y en el que tienen un peso insignificante los activos fiscales diferidos monetizables. De igual manera, el banco ha mejorado en estos doce meses su estructura de financiación, reforzando el ratio de depósitos sobre créditos hasta alcanzar un 78,2%, cuando hace un año esa cifra se situaba en el 76,4%.

En cuando al balance de Bankinter, los activos totales cierran el trimestre en 57.143,8 millones de euros, un 3,5% más que a marzo de 2014. El volumen de crédito a clientes vuelve a crecer en el trimestre, un 4,1% más que hace un año, hasta alcanzar los 42.648,8 millones de euros, destacando especialmente la concesión de créditos a empresas, que avanza un 7,6% más.

Y en cuanto a los recursos controlados experimentan en el año un notable crecimiento del 14,8% respecto a doce meses atrás, hasta alcanzar los 58.791,5 millones de euros. En este apartado, es especialmente significativo el incremento de los recursos gestionados fuera de balance, un 47,4% más. Dentro de estos, los fondos de inversión gestionados y comercializados por Bankinter Gestión de Activos, crecen un 47% respecto al año anterior, hasta alcanzar los 12.700 millones de euros.