ECONOMIA

Aumentan un 4% las exportaciones del sector agroalimentario en el primer trimestre

La ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, ha apuntado que los primeros datos de 2015 consolidan la tendencia exportadora del sector agroalimentario español, con un incremento del 4% en el primer trimestre respecto al mismo periodo del año anterior.

garciatejerinajornadapacexpansion1_tcm7-384709De esta manera, “el agroalimentario es uno de los sectores con mejor comportamiento exportador de la economía española”, ha asegurado la ministra, que inauguró el “Encuentro 2015-2020. Nueva PAC. Retos y Oportunidades”, organizado por el periódico Expansión y el Grupo Caja Rural.

García Tejerina ha comentado que la aportación anual a la economía española del conjunto del sector agroalimentario, en términos de valor añadido bruto, alcanza los 87.700 millones de euros, lo que significa cerca del 9% del PIB nacional, y da empleo a más de 2,5 millones de personas.

Al mismo tiempo, ha puesto en valor las exportaciones agroalimentarias, que han aumentado entre 2011 y 2014 en un 23%, alcanzando los 41.000 millones de euros, con un saldo comercial que se ha incrementado en un 324%, pasando de 3.000 millones de euros a casi 10.000.

Para recalcar el valor del sistema agroalimentario español, García Tejerina ha recordado que España cuenta con la principal superficie de olivar del mundo y es el principal país productor y exportador mundial. La ministra ha señalado que España es el primer viñedo del mundo y que, en 2014, “hemos alcanzado el liderazgo mundial en exportación de vino”. Y también somos el segundo productor de fruta y hortalizas de la Unión Europea y el tercer exportador mundial; y el cuarto productor mundial de carne de porcino.

Por lo tanto, “nuestra agricultura, nuestra ganadería y nuestra industria agroalimentaria no se entienden en un mercado que no sea el mercado global”, ha insistido.

Según ha añadido García Tejerina, en este contexto la PAC “juega un papel muy importante”, ya que permite que cerca de 900.000 explotaciones agrícolas y ganaderas desarrollen su actividad. En concreto, la ministra ha indicado que en ayudas directas se destinarán 35.700 millones de euros, es decir, 5.000 millones de euros anuales hasta 2020. Estas ayudas representan, como media, el 30% de la renta de los agricultores y ganaderos, “por lo que desempeñan un papel fundamental para la estabilidad de las explotaciones”.