DestacadosECONOMIA

Los hogares españoles destinaron una media de 4.300 euros a alimentación en 2016

Los hogares españoles gastaron una media de 4.300 euros en alimentación (incluidas bebidas) en 2016, según el estudio Evolución del gasto de las familias españolas en alimentación 2014-2016, realizado por AIS Group y basado en los indicadores de tipología de hogares y perfil de gasto Habits®Big Data.

Según el informe, esta partida del presupuesto familiar continuó su tendencia al alza en 2016, si bien de manera bastante más moderada que el año anterior. Así, entre 2015 y 2016 el incremento se situó en un 0,21%, unos 10 euros al año más por hogar, hasta quedarse en los 4.313 euros anuales de media.

Por comunidades, las familias vascas son las que más destinaron más presupuesto a la compra de alimentos y bebidas en 2016 (4.863 euros), seguidas por las catalanas (4.791 euros) y las navarras (4.786 euros). Los murcianos, aragoneses, gallegos, baleares y castellanoleoneses también presentan un gasto superior a la media nacional. En el resto de comunidades, el gasto baja de los 4.300 euros y Extremadura se sitúa como la comunidad cuyas familias destinaron menos presupuesto a alimentación de todo el territorio nacional (3.450 euros).

Los productos más deseados

La carne es claramente el producto al que se destina la mayor parte del presupuesto en alimentación. Algo más de una quinta parte de lo que gastaron los españoles en alimentación en 2016 se fue a productos cárnicos, alrededor de 925 euros, si bien este desembolso se redujo unos 50 euros de media respecto a 2015.

La carne corona la lista del gasto en alimentación de prácticamente todas las comunidades autónomas. Solo Canarias relega la carne al segundo puesto en favor de las frutas y verduras.

A nivel nacional, las frutas y verduras son la segunda partida de mayor gasto para los hogares en cuanto a productos alimentarios. De media en España en 2016 las familias destinaron casi 820 euros a la compra de este tipo de alimentos, unos 10 euros más que en 2015 y casi 60 más que en 2014.

Vascos, navarros y catalanes son los que más invirtieron a la compra de vegetales en 2016, por encima de los 900€. Extremeños (610 euros) y castellano manchegos (680 euros) son, por el contrario, los que presentan las cifras más bajas.

El pan y los cereales son el tercer gran grupo de gasto en alimentación de los españoles, aunque el presupuesto destinado por las familias ha caído de media unos 20 euros en el último año (un 3,35%), dejando el importe de 2016 ligeramente por encima de los 600 euros.