CaixaBank ha inaugurado su primera sucursal operativa en Frankfurt, desde donde ofrecerá servicios de comercio exterior, banca de empresas y banca corporativa.

La entidad está presente en Alemania desde el año 2004, a través de una oficina de representación que ahora se ha transformado en sucursal operativa para ofrecer de forma directa servicios financieros a las empresas.

Además, para potenciar la labor de asesoramiento y acompañamiento a las empresas, la sucursal contará específicamente con un equipo de expertos en gestión de riesgos, cumplimiento normativo, asesoría jurídica y reporting a entidades reguladoras.

Esta apertura permite a CaixaBank ampliar su presencia internacional a un total de 26 puntos, repartidos en 18 países.