La caída de la ocupación no incluye a los afectados por un ERTE

El paro ha aumentado en 121.000 personas en los tres primeros meses del año (un 3,79% más), situando el número total de desempleados en 3.313.000, mientras que el número de ocupados disminuyó en 285.600 personas (-1,43%), situando la cifra en 19.681.300, reflejando los efectos de la pandemia del COVID-19.

La Encuesta de Población Activa (EPA) publicada por el Instituto Nacional de Estadística (INE) revela que los datos de la ocupación no incluyen a los afectados por un ERTE con suspensión de empleo que, según la metodología de la EPA, se consideran ocupados mientras dicha suspensión sea inferior a tres meses.

En cambio, la suspensión o la reducción de jornada de los trabajadores afectados por un ERTE, junto con la influencia de otros tipos de ausencias al trabajo, sí ha tenido reflejo en las horas efectivas de trabajo realizadas, que han disminuido un 4,25% respecto al cuarto trimestre de 2019.

Por otra parte, en cuanto al número de parados, el INE apunta que es probable que muchos trabajadores que hayan perdido su empleo se hayan clasificado como inactivos (su número ha crecido en 257.500 este trimestre) debido a que no han podido cumplir con las condiciones de búsqueda de trabajo que la definición de paro de la EPA determina para que sean considerados parados.

Evolución de la ocupación

La ocupación disminuye este trimestre en los servicios (275.900 menos), en la agricultura (-9.100) y en la construcción (c6.200). En cambio, aumenta en la industria en 5.600 personas. En el último año, el empleo sube en los Servicios (207.900 más) y en la industria (60.800), mientras que desciende en la agricultura (-54.900) y en la Construcción (-3.600).

La ocupación desciende en todas las comunidades autónomas. Las mayores bajadas se dan en Illes Balears (-67.100), Comunitat Valenciana (-32.100) y Andalucía (-28.900).

Evolución del desempleo

El paro se incrementa este trimestre en servicios (172.800 parados más) y en industria (15.100). En cambio, baja en Construcción (-9.600) y Agricultura (-19.700).

También desciende en 32.900 entre los que perdieron su empleo hace más de un año y en 4.700 entre las personas que buscan su primer empleo.

Por comunidades, el paro desciende en País Vasco (-4.500), Canarias (-2.100) y Comunidad Foral de Navarra (-1.900). Y crece en Illes Balears (49.200 parados más), Comunidad de Madrid (20.600) y Castilla-La Mancha (13.500).