Recientemente, en el circuito “Riccardo Paletti” de Varano de’ Melegari (Parma), se presentaba y ponía a disposición de la prensa internacional el nuevo Abarth 695 biposto, la síntesis perfecta entre un vehículo de carretera y otro de carreras, la “traducción” del racing en un automóvil para todos los días.

 

Abarth biposto
Abarth biposto

En el año del 50 aniversario del legendario Fiat Abarth 695, la marca del Escorpión le rinde homenaje con el nuevo Abarth 695 biposto que debutó oficialmente en el Salón de Ginebra 2014. Pudiendo solicitarse desde junio de este año, el icono moderno de la marca cuenta ya con un número de pedidos que supera con creces la capacidad productiva para el año en curso.

 

Un éxito anunciado de antemano por el gran entusiasmo con el que Abarth 695 biposto ha sido recibido en los principales eventos de automóviles europeos en los que ha participado: Goodwood, Festival of Speed, LeMans Classic, Lignières Historique y Salon Privée. Sin mencionar la Gumball 3000, prestigioso escaparate de superdeportivos que, por primera vez, ha adoptado un vehículo oficial del evento, precisamente 695 biposto. Ahora, el “más pequeño de los superdeportivos” está listo para descargar sus 190 caballos en las carreteras europeas, con las primeras entregas ya previstas para finales de año.

 

Un vehículo “adrenalítico” que se realiza en las “Officine Abarth” de Turín donde la artesanía y el cuidado por los detalles, típicos de los vehículos más exclusivos del Escorpión, se topan con lo mejor de la tecnología de los automóviles de carreras. Por otra parte, desde su fundación hasta la actualidad, la marca del Escorpión nunca ha retrocedido frente a retos que a veces parecían imposibles: Abarth 695 biposto – el más pequeño de los superdeportivos – es una demostración más de que no existen límites al ingenio y a la pasión.

 

695 biposto es el mejor ejemplo de la filosofía de Carlo Abarth (que se resume en el eslogan “Los domingos en el circuito y los lunes en la oficina”) que deseaba brindar a todos la oportunidad de disfrutar a diario de su propia pasión, haciendo extraordinarios productos creados como normales, y permitiendo que personas corrientes se sintieran como pilotos de carreras todos los días.

 

En España, el PVP de Abarth 695 biposto parte en 40.900 euros.